WHISKY PARA NEWBBIES PARTE VIII

Campbeltown, La antigua Capital del Whisky Escocés

Esta semana viajamos a Campbeltown, una de las regiones de Escocia que producen los mejores Single Malts que la campiña escocesa nos puede ofrecer.

 

Campbeltown, es una pequeña y tranquila ciudad situada en la hermosa península de Kintyre, la cual se localiza al sureste de las tierras escocesas. Ubicada en una profunda bahía protegida por la isla Davaar y las colinas circundantes, es el lugar ideal para alojarse y poder explorar las muchas atracciones del pintoresco sur de Kintyre.

Al igual que Islay, del que os he hablado en artículos anteriores, es un lugar que en tiempos antiguos estuvo bastante mas poblado, de hecho hubo un tiempo donde Campbeltown era conocida como "la capital mundial del whisky". Contaba con 34 destilerías de las cuales, hoy solo quedan tres activas en la ciudad: Glen Scotia, Glengyle y Springbank. 

 

Campbeltown Loch, sin duda, proporcionó un refugio seguro para los pueblos marítimos desde los primeros tiempos. Ya en el año 8000 AC cazadores-recolectores mesolíticos visitaban sus costas. Continuaron haciéndolo durante 4000 años, hasta la llegada de los primeros granjeros de la era neolítica (4000 a. C.) quienes dejaron los menhires y los monumentos funerarios que salpican el paisaje circundante. Si os interesa la prehistoiria, en el Museo Campbeltown podréis encontrar muchos pedernales y los artefactos de la edad de piedra.

En el siglo VI, los misioneros irlandeses navegaron a Kintyre para predicar el cristianismo. Se cree que St Kieran (o Ciaran) estableció una orden religiosa donde ahora se encuentra Campbeltown.  El nombre gaélico para Campbeltown es "Ceann Loch Cille Chiarain" que quiere decir "el Jefe del Lago de la orden de Ciaran". 

Tambien se cree que, al igual que el cristianismo, los primeros monjes irlandeses los que llevaron el conocimiento de la destilación a estas costas.

En 1609, el séptimo conde de Argyll, Archibald Campbell, recibió instrucciones de "crear un lugar que seria ocupado por hombres de las tierras bajas y establecer relaciones comerciales"; El puerto natural de Campbeltown Loch ofrecía la situación perfecta para el nuevo emplazamiento. El pequeño asentamiento de Lochhead, como se conocía entonces, pasó a llamarse Campbeltown y en el año 1700 se convirtió en uno de los principales  centros comerciales para el norte de Europa y América.

Entre 1750 y 1786 la población de la ciudad se duplicó a más de 7000. 

 

La primera licencia para destilar "acqua vitae" se otorgó en Campbeltown en 1609, pero no fue hasta principios del siglo XIX que se produjo el verdadero "boom del whisky". Parece increíble ahora pensar que una ciudad de solo 6000 almas podría albergar más de 30 destilerías, pero eso fue así, ganándose el epíteto de Whiskey Capital of Scotland. Lamentablemente, el boom no duró indefinidamente y hoy solo queda una destilería activa llamada Springbank; una que trabaja de forma esporádica, Glen Scotia; y una nueva destilería, Glengyle, las cuales continúan la orgullosa tradición de la producción de Single Malts en Campbeltown.

 

A dia de hoy, las grandes flotas pesqueras se han ido y el sonido de la construcción de barcos ya no resuena en los muelles. Pero el hermoso puerto sigue ahí, salpicado de yates y gaviotas, y las colinas circundantes son verdes y acogedoras.

Campbeltown es una ciudad bulliciosa de hoteles y restaurantes, museos, parques infantiles, campos de golf, tiendas y pubs, y el cine más antiguo de Escocia. Y, por supuesto, Campbeltown sigue produciendo un Single Malt whisky de renombre mundial.

Los whiskys de Campbeltown no tienen un estilo regional distintivo. El uso de turba varía según la destilería, al igual que la práctica de "terminar" la malta en barriles que previamente contenían otros líquidos. Estilísticamente, sus destilerías presentan elementos típicos de las destilerías Lowland e Islay. 

Las maltas Springbank son robustas y ahumadas con toques de sus raíces marítimas. Las maltas de Glen Scotia son más claras con notas herbáceas. Las maltas Kilkerran de Glengyle son más ligeras y dulces, pero con las notas aceitosas y saladas distintivas que esperaríamos de un whisky Campbeltown.

Destilerías de Campbeltown

Springbank

Springbank se estableció en 1828 en el lugar donde antes había una destilería ilícita propiedad de Archibald Mitchell.

A día de hoy es Hedley G. Wright, el bisnieto de Mitchell, quinta generación de la familia el que posee y administra Springbank.

 

Springbank utiliza métodos de producción tradicionales y está involucrado en todos y cada uno de los pasos del proceso de fabricación de su whisky, lo que lo pone junto a esas destilerías tan especiales como son Bruichladdich, las cuales controlan su producción de principio a fin. 

Springbank elabora tres Single Malts distintos:

Springbank elaborado desde 1828. Posee un carácter propio, gracias al uso de cebada ligeramente turbada y un proceso único de destilación de dos veces y media.

Longrow, que fue destilado por primera vez en 1973, es el resultado de un experimento llevado a cabo por su presidente, quien se propuso demostrar que se podía producir una malta simple de estilo Islay en la escocia continental. 

Y Hazelburn que fue destilado por primera vez en 1997.  Hazelburn es el whisky más moderno que se produce aquí. Para elaborarlo, se usan maltas secadas al aire solamente y el lavado se destila tres veces en sus viejos alambiques de cobre, logrando un espíritu ligero, afrutado y sutil. Al igual que Longrow, Hazelburn lleva el nombre de una de las destilerías perdidas de Campbeltown, las cuales cerraron muchos años atrás. 

Glen Scotia

Glen Scotia es una de esas destilerías que, con orgullo, aun mantiene parte de las herramientas originales donde se elabora su whisky desde 1830, es un como visitar un museo, sus fermentadores, su sala de destilado, su diseño y su almacén nos llevan de vuelta a principios del siglo XIX.

 

Glen Scotia siempre ha producido dos estilos de whisky, uno turbado y otro sin turbar 

Aunque a día de hoy no maltean su propia cebada, la cebada que compran sigue sus especificaciones exactas para mantener el carácter de Glen Scotia a través de su proceso de destilación.

Glenygle

Glenygle, al igual que Springbank, pertenecio a la familia Mitchell, la cual fundo la destilería en 1872, y posteriormente la vendió en 1919.

 

En 1925 se cerró la destilería y su nombre se vendió junto con el edificio y el whisky que aun albergaba. Más de 75 años después, el Sr. Hedley Wright, tataranieto de William Mitchell, compró los viejos edificios, que habían estado vacíos durante varios años, e hizo la reapertura de Glengyle en 2004 una realidad.

 

Debido a que el nombre de Glenygle ya estaba en uso por otra destilería en Escocia, el whisky que se elabora aquí lleva otro nombre distinto, Kilkerran, el cual hace honor al nombre en Gaelico que recibía Campbeltown “Cille Chiarain”

Y hasta aquí nuestro Whisky para Newbbies de esta semana. Espero que os haya resultado interesante y si es asi, no os perdáis el articulo de la semana que viene donde descubriremos otra de las regiones escocesas y sus whiskys y destilerías. Lowlands? Speyside? Cual será? La semana que viene lo sabremos